Seguidores

jueves, 8 de agosto de 2019

SIN UNA SOLA PALABRA


(imagen de la red)


Ni una sola palabra, solo miradas;
los dedos suaves rozan su hombros
llevando ella su cabeza hacia atrás
mientras sus manos en su mejillas
le acarician sin dejarse de mirar.
Sin una palabra, solo sus miradas;
dejando atrás la música romántica
escuchando sus cuerpos encendidos
y dejándose llevar por el instinto.
Suaves roces y gemidos  aceleran
el pulso ahora nada acompasado
él haciendo honor a esos pechos
que juegan haciendo agua su boca
mientras cambiando de postura
ella acaricia su falo con las manos
y él su cálida y húmeda vagina.
Sin una palabra, ahora sin mirarse
van con la boca húmeda, cálida,
ella con un eréctil pene excitado
él con su lengua saliendo entrando
y ambos con un rápido cambiar
buscan otra postura, otro estar
ahora ella se pone en cuadrupedia
mostrando su ano para penetrar
él no duda y ella bien le empuja
y ambos gritan y sudan sin parar
él saca y mete insistentemente
y nada dicen, gritan, gimen, sí,
hasta que ambos con su orgasmo
pasan a un silencio acompasado.

Rosa Mª Villalta Ballester


16 comentarios:

  1. Las palabras sobran cuando
    el deseo es lujuria
    y la penetración
    un orgasmo continuado.


    Estupendo poema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sí.
      Agradezco A. Javier tu visita y tu comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Sin palabras, puede haber comunicación, mientras otros lenguajes estén vivos.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias Amapola por visitarme y comentar!
      Las palabras en ocasiones perjudican en lugar de beneficiar.
      Saludos.

      Eliminar
  3. Muchas veces no hacen falta palabras, solo sensaciones al tacto , miradas y al sentir

    Muy bello Rosa, besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando no hay palabra ... hay sensación. Y la sensación es total.
      Agradezco Precious tu visita y tu comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  4. En ciertas ocasiones no es necesario hablar,las acciones hablan por sí mismas.
    Un texto lleno de pasión, me gusta.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es. Las acciones y la emociones que provocan son más significativas que cualquier palabra.

      Agradezco Né tu visita y tu comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  5. Ya lo decía Gustavo Cerati "No me sirven las palabras, gemir es mejor" y en esos momentos es así, el cuerpo habla más que las palabras. Muy sensual poema Rosa.

    Un beso dulce.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y tanto que sí Dulce.
      Gracias por tu visita y comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  6. El silencio más gustoso del mundo.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Alguien lo duda?
      Gracias por tu visita y tu comentario.
      Saludos.

      Eliminar
  7. En esos momentos las palabras sobran... donde solo hay sensaciones que hablan por las palabras.
    Me ha gustado mucho.

    Miles de besos

    ResponderEliminar
  8. Así es Evan. Me alegra haya sigo de tu agrado.
    Gracias por tu visita y por tu opinión.
    Saludos.

    ResponderEliminar

  9. Adoro lo que escribes es tan hermoso, tu poema salvaje está saturado de pasión, lujuria.
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Agradezco Yessykan de corazón tus palabras pues nunca sé el resultado de lo que hago.
      Y gracias por tu visita y tu comentario.
      Saludos-

      Eliminar